Artesanas Textiles: Guardianas del patrimonio cultural de los Andes, articulándose a nuevos mercados

A pesar del crecimiento económico en los últimos años de Perú y Bolivia, sus beneficios no han alcanzado a toda la población por igual. En ambos países, la pobreza continúa afectando principalmente a los pobladores rurales, cuyas tasas de pobreza duplican el promedionacional. Cerca de 4 millones de familias altoandinas quechuas y aymaras en Perú y Bolivia sufren la falta de oportunidades para lograr una buena educación, acceso a servicios básicos, marginación cultural, exclusión social, anemia y desnutrición infantil, entre otros aspectos que disminuyen su calidad de vida. El grupo más vulnerable son las mujeres, pues además de asumir tradicionalmente el trabajo familiar de la crianza de los hijos, suma a su labor tareas productivas como el cuidado del ganado y otras actividades que contribuyen a la economía del hogar. Descargar aquí

No hay ningún comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

The message will be closed after 20 s
Ajax Loading